La palabra es un regalo. Un precioso don derramado en las entrañas de aquellos que aún tratan de apresar la verdad. Es un presente inesperado, inmerecido, a veces desconocido, oculto.

Una de las mayores satisfacciones del maestro es descubrir el poder, los dones, las capacidades que se encuentran dormidas en sus alumnos. Descubrirlas y re-conocer su valor, su potencial, el inmenso poder de lo inmerecido, de lo otorgado, del don.García Márquez pidió en el último congreso del ya anciano idioma español que escribamos, y que escribamos bien... para esos millones y millones de lectores ávidos por encontrar en las palabras algo más que promesas o esperanzas de consumo. Que escribamos bien, que mimemos las palabras, que pongamos en el cajón de los regalos el más preciado, el más frágil, el más etéreo, el don de (enseñar) la palabra.







miércoles, 3 de mayo de 2017

EL AMOR Y LA LITERATURA 2º ESO



El Amor en la Literatura




Como figura mítica, Eros y Cupido aportan algunos de los símbolos con los que se sigue aludiendo al amor: arcos, flechas, ojos vendados, dardos, antorchas con los que el travieso niño inflama el corazón de los mortales. 
Como tema literario, las obras de la tradición nos entregan las mil caras del amor, las que corresponden a diversas variantes de los dos tipos o concepciones del amor que dominan en la literatura amorosa de occidente: la del amor pasión o sensual y la de la idealización del amor y del ser amado, ambos asociados a otros grandes temas literarios como el tiempo, la finitud, la muerte, la trascendencia, el ansia humana de infinito, la búsqueda de la unidad, lo que completa al ser, el anhelo de felicidad y plenitud, la experiencia de la soledad, el dolor, el sufrimiento por la imposibilidad, la ausencia, la separación del ser amado, en fin, toda la gama de aspectos y dimensiones de la interioridad que se desatan y fluyen a influjos del sentimiento amoroso.
La literatura amorosa viene a ser así un asedio a esa compleja experiencia afectiva que resulta tan difícil de expresar, que parece resistirse al poder de la palabra para expresarla y que, sin embargo, ha producido algunas de las más hermosas y significativas obras de la literatura universal.
A lo largo de la historia se ha amado de manera distinta. Hasta el Renacimiento, el amor fue el concepto de un ideal; virtud y belleza eran el espejo de la mujer, una mujer idealizada. La Beatriz de Dante o la Laura de Petrarca. En el siglo XVIII, el amor no es solo una cuestión de las clases más favorecidas, es una cualidad interior para la que están capacitados todos los hombres. Es con el Romanticismo cuando comienza a fraguarse un modelo que sigue vigente hasta hoy; donde todo está permitido:el amor platónico, el amor furtivo, el destructor, y cuantas maneras se le ocurran al amante.
------------------------------
 EL AMOR, UN TEMA UNIVERSAL.
- Sentimiento universal
- Sentimiento contradictorio e irracional que mezcla dolor y placer
- Para definirlo: metáforas, comparaciones, antítesis y oxímoron.
- Símbolo: el fuego.
- Palabras clave: dolor, llanto, herida o muerte para el dolor; placer, vida, cielo, dios… para el placer.



Clasificación del amor según la literatura


Amor imposible: Se refiere al amor que no puede concretarse por situaciones
externas que lo condicionan. Algunas obras representativas de este tipo de amor son "Tristán e Isolda", "Las desventuras del joven Werther" y "El amor en los del cólera"(Gabriel García Márquez)

Amor trágico: 
Se caracteriza por la fatalidad de un amor irreprimible y   prohibido. Los personajes se entregan a fuerzas superiores a las cueles no pueden resistirse. La pareja es presa de los juegos del destino y no pueden ir en contra de él. El destino trágico, las familias rivales, la soledad y muerte son elementos recurrentes. 
Ejemplo de este tipo es "Romeo y Julieta" de William Shakespeare. Pasión, odio y muerte son los temas que envuelven esta historia con el fin de reflexionar acerca del perdón y darse cuenta que el amor supera cualquier obstáculo

Romeo y Julieta de William Shakespeare 


La historia se desarrolla en Verona, en donde viven dos familias que son rivales, los Montesco y los Capuleto. Romeo, único heredero de los Montesco, entra sin ser invitado al baile de mascara de los Capuleto, en el que conoce a Julieta, hija única de los Capuleto; ambos se enamoran a primera vista. Sabiendo que sus padres jamás permitirán su unión, se casan en secreto, con ayuda de Fray Lorenzo.

El mismo día de la ceremonia, Teobaldo insulta a Romeo, a pesar de ello este último rehúsa batirse. Pero Mercutio, el mejor amigo del joven Montesco, entabla duelo a muerte con Teobaldo. Romeo trata de separarlos y Teobaldo aprovecha para herir mortalmente a Mercutio. Romeo, entonces reta a Teobaldo y venga a su amigo matando a su adversario. El Príncipe de Verona, indignado por los sucesos, condena a Romeo al destierro o a la muerte. Romeo se encuentra desesperado, porque estará separado de Julieta, pero Fray Lorenzo le aconseja escape a Mantua, hasta que pueda ser publicado su matrimonio con Julieta y se reúna con ella. Romeo huye a Mantua después de una última entrevista con Julieta.

El Conde Paris, pariente del príncipe, pide la mano de Julieta y le es concedida. Julieta se niega y pide auxilio a Fray Lorenzo, quien le aconseja que acepte la boda y le entrega un pequeño franco con un elixir que la sumirá en estado cataléptico, parecido a la muerte. Le indica tomarlo la noche anterior a la boda y se compromete a estar con ella cuando despierte en la cripta de su familia, acompañado de Romeo, después ambos jóvenes escaparían. Fray Lorenzo envía un mensajero a Romeo (Fray Juan) para que venga por Julieta en el momento de despertar. Sin embargo, el mensajero no encuentra a Romeo, ya que este avisado por su criado (Baltasar) de que Julieta ha muerto, sale inmediatamente hacia Verona. Romeo llega a la cripta de los Capuleto encontrándose con Paris, que iba a depositar flores a su futura esposa.

El Conde se indigna al ver a Romeo, ambos se baten, resultando vencedor el joven. Romeo se acerca a Julieta, la besa por última vez y toma veneno, falleciendo a los pies de su amada. En ese momento llega Fray Lorenzo, quien se atemoriza al ver los cuerpos de Paris y Romeo. Julieta despierta y el fraile trata de convencerla para que huya con él, pero la joven se niega al ver a su esposo muerto. Fray Lorenzo se va y Julieta se acerca a Romeo, lo besa y se hiere con el puñal de su esposo, muriendo abrazando a su amado. Los guardias aprenden a Fray Lorenzo y a Baltasar. Fray Lorenzo revela la verdad ante el Príncipe de Verona, los Montesco y los Capuleto. Con la muerte de Romeo y Julieta, se sella la paz entre las dos familias rivales.







RAPEANDO A LOS CLÁSICOS


La dama de las camelias de Alejandro Dumas hijo. 
Alfredo se enamora de Violetta, una cortesana parisina, sin saber que ella padece tuberculosis.  
Violetta corresponde a ese amor y van a vivir juntos al campo. El padre de Alfredo la visita para rogarle que deje a su hijo antes de que el escándalo afecte a la familia y la boda de la hermana de Alfredo. 
Violetta renuncia a su verdadero amor y para ahogar su pena, ella se consume aún más profundamente en su libertinaje. Alfredo la confronta en una fiesta y la deshonra tirándole dinero por los servicios prestados, mientras vivieron juntos. Violetta se desmaya abrumada por la enfermedad y la pena.



En Tristán e Isolda, historia de amor romántico, trágico y fatal. los amantes, tiranizados por su pasión, a pesar de los buenos propósitos, caen una y otra vez en la tentación del amor y de la carne.  Ni Tristán ni Isolda pretenden ser infieles al rey Marcos, esposo de Isolda. Pero la pareja bebe por equivocación un filtro amoroso preparado para el rey e Isolda. Isolda bebió a grandes tragos y luego le ofreció la copa a Tristán. Tras numerosas vicisitudes bélicas y amorosas, la historia termina cuando el héroe, gravemente herido, muere de tristeza al creer erróneamente que su amada no acudirá para curarle. Sobre el cadáver de Tristán, la reina Isolda perece de dolor poco después.

HISTORIA DE TRISTÁN E ISOLDA


-------------------------------------------
Las desventuras del joven Werther de J.W. Göethe: 
La novela se basa en el enamoramiento del joven Werther de Carlota, que es una muchacha comprometida con otro hombre. Narra a través de cartas
(género epistolar) que Werther escribe a su amigo Guillermo, una secuencia de hechos que giran en torno al apasionado amor que generó Werther por Carlota y como puso término a su vida por esa causa.
Las cartas giran siempre en torno al yo del protagonista.


Carlota es sagrada para mí. Todos los deseos desaparecen en su presencia. Nunca sé lo que siento cuando estoy con ella: creo que mi alma se dilata por todos mis nervios. Hay una sonata que ella ejecuta en el clave con la expresión de un ángel: ¡tiene tal sencillez y tal encanto! Es su música favorita y le basta tocar su primera nota para alejar de mí zozobras, preocupaciones y aflicciones. No me parece inverosímil nada de lo que se cuenta sobre la antigua magia de la música. ¡Cómo me esclaviza este sencillo canto! ¡Y cómo sabe ella ejecutarlo en aquellos momentos en que yo colocaría contento una bala en mi cabeza! Entonces disipándose la turbación y las tinieblas de mi alma, respiro más libremente.
  

 ---------------------------
En Teruel hay un monumento, esculpido en 1956 por Juan de Ávalos. Se trata de un homenaje que la ciudad rinde a dos de sus conciudadanos más universales: Isabel de Segura y Diego Marcilla, a quienes han sido unidos para siempre en un único nombre: Los Amantes de Teruel.



En el siglo XVI, durante unas obras en la iglesia de San Pedro de Teruel (una de las más bonitas que yo he visto nunca), se encontraron dos cuerpos enterrados juntos, uno de un hombre y otro de una mujer, hecho insólito, pues parecía difícil explicar por qué habían sido enterrados así. Curiosamente, se encontró también un manuscrito que contaba la historia de dos enamorados, Diego e Isabel, que supuestamente habían vivido en el siglo XIII y cuya historia había sido imposible por las diferencias sociales: ella pertenecía a una familia rica; él a una más pobre, y esto hizo que el padre de ella se negara a su matrimonio. Diego pidió un plazo de cinco años para ir a hacer fortuna y así poder regresar y casarse con su amada, pero el padre de Isabel decidió casarla con otro. Diego volvió el mismo día de la boda, y, por la noche, fue a ver a Isabel, suplicándole un beso, a lo que ella se negó por estar casada con otro. Según la leyenda, esto habría provocado la muerte fulminante del joven, ante la desesperación de su amada. Al día siguiente, Isabel habría roto con todas las convenciones y acudido al entierro de Diego, y ante la asombrada mirada de los turolenses que velaban el cuerpo, le habría dado el beso negado la noche anterior para, a continuación, caer también muerta sobre él. Y por esto, los habrían enterrado juntos, ya que vivos no habían podido estarlo. Pinchando aquí podéis leer la leyenda tal cual aparece en ese manuscrito medieval.

------------------------------------------


Amor cortés: 

El amor cortés nace en la Edad Media donde el caballero veneraba a la amada, luchaba sus batallas (cruzadas) por ella y por Dios.  
La mujer podía o no corresponder ese amor, pero de igual manera el varón la idealizaba y la concebía como una mujer inmaculada. 

Amor idealizado: Amor perfecto e inalcanzable donde no hay contacto carnal. En él se hace alusión a aquellas relaciones amorosas que se conciben como vía legítima para aproximarse a la belleza, al bien o a Dios, es decir, a la felicidad y así trascender.  Dentro de esta concepción, el ser amado se entiende como un bello y noble ser de devoción y culto.  
La idealización se genera sobre cómo debe ser el amor.



Miguel de Cervantes. Don Quijote de la Mancha
Carta de Don Quijote a Dulcinea del Toboso

"Soberana y alta señora:
 El ferido de punta de ausencia y el llagado de las telas del corazón, dulcísima Dulcinea del Toboso, te envía la Salud que él no tiene. Si tu fermosura me desprecia, si tu valor no es en mi pro, si tus desdenes son en mi afincamiento, maguer que yo sea azas de sufrido, mal podré sostenerme en esta cuita que, además de ser fuerte, es muy duradera. Mi buen escudero Sancho te dará entera relación, ¡oh bella ingrata, amada enemiga mía!, del modo que por tu causa quedo: si gustares de acorrerme, tuyo soy; y si no, haz lo que te viniere en gusto; que con acabar mi vida habré satisfecho a tu crueldad y a mi deseo.
Tuyo hasta la muerte,
El Caballero de la Triste Figura"


Petrarca escribió un Cancionero dedicado a “Madonna Laura”. 

Simbolizó con ello el amor idealizado: la contemplación de la belleza de su amada le lleva a un estado de plenitud espiritual.

SONETO A LAURA

Paz no encuentro ni puedo hacer la guerra,
y ardo y soy hielo; y temo y todo aplazo;
y vuelo sobre el cielo y yazgo en tierra;
y nada aprieto y todo el mundo abrazo.
Quien me tiene en prisión, ni abre ni cierra,
ni me retiene ni me suelta el lazo;
y no me mata Amor ni me deshierra,
ni me quiere ni quita mi embarazo.
Veo sin ojos y sin lengua grito;
y pido ayuda y parecer anhelo;
a otros amo y por mí me siento odiado.
Llorando grito y el dolor transito;
muerte y vida me dan igual desvelo;
por vos estoy, Señora, en este estado.















--------------------------------------------



Las novelas amorosas empiezan a cultivarse con más abundancia a partir del siglo XVIII. Suelen estar escritas en primera persona, como confesiones del protagonista. También abunda la forma epistolar en la que varios personajes se intercambian cartas contándose sus confidencias.
En la narrativa amorosa encontramos las dos caras del amor: por un lado
el amor alegre y correspondido; por otro, la tristeza del amor imposible o desdichado.

---------------------------
Querido:

Estoy segura de que me vuelvo loca de nuevo. Creo que no puedo pasar por otra de esas espantosas temporadas. Esta vez no voy a recuperarme. Empiezo a oír voces y no puedo concentrarme. Así que estoy haciendo lo que me parece mejor. Me has dado la mayor felicidad posible. Has sido en todos los aspectos todo lo que se puede ser. No creo que dos personas puedan haber sido más felices hasta que esta terrible enfermedad apareció. No puedo luchar más. Sé que estoy destrozando tu vida, que sin mí podrías trabajar. Y sé que lo harás. Verás que ni siquiera puedo escribir esto adecuadamente. No puedo leer. Lo que quiero decir es que te debo toda la felicidad de mi vida. Has sido totalmente paciente conmigo e increíblemente bueno. Quiero decirte que… Todo el mundo lo sabe. Si alguien pudiera haberme salvado, habrías sido tú. No me queda nada excepto la certeza de tu bondad. No puedo seguir destrozando tu vida por más tiempo. No creo que dos personas pudieran haber sido más felices de lo que lo hemos sido nosotros.

V.

Carta de despedida, Virginia Woolf

-------------------------------------------------------

He perdido la noción del tiempo; únicamente sé que ya no estoy sola, que allí donde está él está mi hogar. He olvidado la casa de mi madre. Durante el día, en el transcurso de las horas en que mi marido está ausente, no hago más que pensar en sus palabras. Recuerdo sus ojos, su rostro, la curva de sus labios, el ligero contacto de su mano en la mía cuando, juntos, volvemos las páginas del libro abierto en la mesa ante la cual nos sentamos. Por las noches, cuando estamos solos, le miro de soslayo, ansiosa de aprovechar las lecciones que me da con ayuda del libro.
 No hago más que pensar en él. Estoy ebria de él, exactamente como lo que ocurre en primavera, cuando el río invade los canales resecos por el invierno y divaga por la tierra, llevando a todos lados los gérmenes de vida y de frutos.

Viento del este, viento del oeste Pearl S. Buck


-------------------------------------------




LOS TÓPICOS LITERARIOS

     Los textos literarios han reflejado siempre aquellos temas que preocupan al ser humano y que se repiten a lo largo de la historia de la literatura: el amor, la muerte, el paso veloz de la vida y del tiempo, el sentido de la vida, la vuelta y añoranza de la naturaleza (idea del paraíso perdido), etc. Dichos temas, al repetirse, pasan a formar parte de la tradición literaria, una herencia a la que recurre el escritor, consciente o inconscientemente, a la hora de componer su obra. No hemos de olvidar que todo escritor es antes lector, y normalmente un ávido y buen lector de obras literarias ya compuestas. Por ello, difícilmente el autor tratará temas absolutamente novedosos, sino que más bien, recogiendo lo dicho por otros autores en otras épocas, reformulará, reinventará o recreará esos mismos motivos, dándoles, eso sí, su visión personal y actualizada.
     Esos temas recurrentes reciben el nombre de tópicos literarios, es decir, esquemas de pensamiento y de expresión prefijados como temas universales en la literatura de cualquier país y época, rompiendo todas las barreras. Los más conocidos son los siguientes:(esta introducción está recogida de la página de IES LA Azucarera de Zaragoza)


Amor post mortem: “Amor más allá de la muerte”. Carácter eterno del amor, sentimiento que perdura después de la muerte física.

Ante la unión de espíritus leales, no dejéis
que ponga impedimentos. No es amor el amor
que enseguida se altera cuando descubre cambios
o tiende a separarse de aquel que se separa.

El amor es igual que un faro inamovible,
que ve las tempestades y no es zarandeado.
Es la estrella que guía la nave a la deriva,
de un valor ignorado, aún sabiendo su altura.

No es juguete del Tiempo, aun si rosados labios
o mejillas alcanza, la guadaña del Tiempo.
Ni se altera con horas o semanas fugaces,

sino que aguanta y dura hasta el último abismo.
Si es error lo que digo y en mí puede probarse,
decid, que nunca he escrito, ni amó jamás el hombre.
SHAKESPEARE















Beatus Ille:
Elogia la vida del campo, porque la vida urbana se considera nociva y llena de peligros, a la vez que corrompe al hombre, contaminando su alma bondadosa con vicios morales (envidia, codicia, ambición...). El tópico lo inicia el poeta latino Horacio, del que se coge el primer verso de uno de sus más famosos poemas para darle nombre. Aparece en la poesía de Fray Luis, en los poetas del XVIII, que vuelven su mirada a la naturaleza.

¡qué descansada vida
la del que huye del mundanal ruido, y sigue la
escondida senda por donde han ido
los pocos sabios que en el mundo han sido!
                                     Fray Luis de León, siglo  XVI


Poema de Li Po
        ¿Me preguntas por qué vivo en las montañas?
     Yo sonrío callando, cerrado el corazón.
     Las flores del duraznero, el agua silenciosa,
     me llevan a otro mundo, que no es de los hombres.









CARPE DIEM (=goza de este día, del momento presente)

Invita a gozar los años jóvenes, porque la muerte viene pronto y acaba con los placeres (es el ánimo que mueve a los personajes de La Celestina, a los poetas modernistas, el arte de los “locos años 20”...). Más general que el anterior (Collige virgo...). Por debajo de esa alegre inconsciencia palpita el espíritu angustiado ante la consciencia de la muerte.

Soneto XXIII de Garcilaso

        En tanto que de rosa y azucena
     se muestra la color en vuestro gesto,
     y que vuestro mirar ardiente, honesto,
     enciende el corazón y lo refrena;

        Y en tanto que el cabello, que en la vena
     del oro se escogió, con vuelo presto,
     por el hermoso cuello blanco, enhiesto,
     el viento mueve, esparce y desordena;

        Coged de vuestra alegre primavera
     el dulce fruto, antes que el tiempo airado
     cubra de nieve la hermosa cumbre.

        Marchitará la rosa el tiempo helado,
     todo lo mudará la edad ligera,
     por no hacer mudanza en su costumbre.




























Contemptus mundi: “Desprecio del mundo”. 
Menosprecio del mundo y de la vida terrena que no son otra cosa que un valle de lágrimas y de dolor.

"Busca lo más vital, nomás, lo que has de precisar, nada más, y olvídate de la preocupación. Tan sólo lo más esencial para vivir sin batallar Mamá naturaleza te lo da".

Con estas sabias palabras Baloo, el oso de El libro de la selva, le explica de un modo muy básico a Mogly el contenido del tópico Contemptus mundi: no hay que poner la atención en los bienes materiales, pues estos desaparecen con el tiempo










LOCUS AMOENUS (= lugar ameno, agradable)
Describe un paisaje idealizado y utópico, recuerdo del Paraíso terrenal de la tradición cristiana, donde reina la armonía, la paz, y donde la naturaleza y la tranquilidad invitan a la meditación, al amor, a la virtud...El lugar descrito es arquetípico, es decir, repite los mismos elementos: paisaje primaveral, prados verdes y frescos que invitan al descanso; leve rumor de la brisa y del agua que fluye en riachuelos, fuentes, etc.

Poema de Juan Ramón Jiménez

Huir azul
          El cielo corre entre lo verde.
          ¡Huir azul, el agua azul!
          ¡hunde tu vida en este cielo
          alto y terrestre, plenitud!

           Cielo en la tierra, esto era todo.
          ¡Ser en su gloria, sin subir!
          ¡Aquí lo azul, y entre lo verde!
          ¡No faltar, no salir de aquí!

           Alma y cuerpo entre cielo y agua.
          ¡Todo vivo de entera luz!
          ¡Este es el fin y fue el principio!
          ¡El agua azul, huir azul!











Memento mori: “Recuerda que has de morir”. Advierte de que llegará la muerte (muerte como fin de la vida).


En la antigua Roma, cuando un general victorioso desfilaba por sus calles, había tras él un siervo encargado de recordar sus limitaciones como ser humano, es decir, prevenirle contra la soberbia. Para ello, repetía esta frase:¡Respice post te! Hominem te ese memento
En la Literatura del Siglo de Oro podemos encontrar este tópico en muchas de las obras del estilo barroco del escritor Francisco de Quevedo, como por ejemplo en este soneto:

Todo tras sí lo lleva el año breve
de la vida mortal, burlando el brío
al acero valiente, al mármol frío,
que contra el tiempo su dureza atreve.
Aún no ha nacido el pie cuando se mueve
camino de la muerte, donde envío
mi vida oscura: pobre y turbio río
que negro mar con altas ondas bebe.
Cada corto momento es paso largo
que doy a mi pesar en tal jornada,
pues parado y durmiendo siempre aguijo.
Corto suspiro, último y amargo,
es la muerte forzosa y heredada;
mas si es ley y no pena, ¿qué me aflijo?
Furor amoris (Locura de amor)

El amante puede llegar incluso a perder la razón por causa del amor que siente.

Un claro ejemplo de este tópico lo podemos encontrar en la historia de amor que nos relata Shakespeare en la obra "Romeo y Julieta".

Los primeros versos de la canción hablan de cómo el corazón vence a la razón, apartándose de ella. Aquí se aprecia, una de las ideas principales del Furor Amoris.

"Igual que el mosquito más tonto de la manada,
yo sigo tu luz aunque me lleve a morir,
te sigo como les siguen los puntos finales,
a todas las frases suicidas que buscan su fin."












Tempus fugit


El tópico tempus fugit hace referencia al paso irremisible del tiempo, que todo lo acaba. Suele aparecer muy frecuentemente en combinación con el tópico del carpe diem. La expresión invita a aprovechar el tiempo (de forma similar al carpe diem) . Tempus fugit es una expresión proveniente de latín que significa "El tiempo se escapa" o "El tiempo vuela" invitando a no perder el tiempo. El tiempo es inaprensible, no puede detenerse ni hacerse retroceder. Es un lema muy usado en la decoración de los relojes. No muy lejano con una concepción actual, esta sencilla frase encierra la esencia de este mundo: el tiempo pasa, huye, nada queda, todo cambia. El cambio anida en lo más íntimo del alma de este universo

El poeta español Jorge Manrique, (última época de la Edad Media), en su obra “Coplas a la muerte de su padre ” hace una reflexión sobre la fugacidad de la vida y la certeza de la muerte.

Recuerde el alma dormida,
avive el seso e despierte
  contemplando
cómo se passa la vida,
cómo se viene la muerte
  tan callando;

El Golpe de la cantante BEBE

En los poros de tu piel 
Hacen nido mil dulces promesas 
Rebuscando yo encontré 
Que el daño siempre se compensa 
En los poros de tu piel 
Los errores cada vez más pesan 
Cada lágrima de hielo 
Que se derrama como aceite espesa 
El camino es dudoso y no sabes por donde tirar 
Averigua qué está bien o está mal 

Que el tiempo corre en patines cuesta abajo 
Y no tiene frenos hasta que das el golpe 
El tiempo vuela como vuelan los papeles olvidados 
Y no para ni a beber para reponer

UBI SUNT?

Interrogación retórica en la que se pregunta qué hay más allá de la muerte, dónde están los que murieron. Es una reflexión sobre la fugacidad de la vida, sobre el destino y sobre el poder igualatorio de la muerte.

UBI SUNT?
De todos aquellos amigos
que poblaron conmigo el mundo
sólo me quedan eneasílabos.

 Una madrugada radiante,
 mientras jugábamos al póquer,
 nos dejó para siempre Jaime.

 Luego le tocó el turno a Pablo.
 Empezó a ponerse tan triste
 que tuvimos que rematarlo.

 José Luis se quedó sin sombra
 cuando más falta nos hacía.
 Fue una zancadilla alevosa.

 Tarde de agosto, en los billares.
 Juan ignacio se derritió.
 Hacía un calor sofocante.

 Peor fue aún lo de Ricardo:
 se disfrazaba de corista.
 Decidimos eliminarlo.

A Javier le dio por las drogas.
 Estuvo metiéndose en líos
 hasta que lo cazó la bofia.

 Gonzalo no era ya el de antes.
 No pensaba más que en su alma
 Terminó por morirse de hambre.

 Pepe fue siempre un bicho raro.
 Ingresó en una extraña secta
 de individuos que iban rapados.

 Y qué deciros de la broma
 que Alfonso le gastó a Miguel
 escapándose con su novia.

De todos aquellos amigos
que poblaron conmigo el mundo
sólo me quedan eneasílabos.
 Luis Alberto de Cuenca: Memorabilia.  





VITA SOMNIUM
Traducido del latín como "La vida como sueño", muestra el carácter onírico de la vida humana. Este tópico entiende la vida como un sueño irreal, una ficción extraña y pasajera.

La concepción de la vida es como un sueño es muy antigua: existen referencias en el pensamiento hindú, en la mística persa, en la moral budista, así como en la tradición judeo-cristiana y en la filosofía griega. Según Platón, el hombre vive en un mundo de sueños, de tinieblas, cautivo en una cueva de la que sólo podrá liberarse tendiendo hacia el Bien. Únicamente entonces el hombre desistirá de la materia y llegará a la luz.


(TE APRENDERÁS  UN FRAGMENTO A PARTIR DEL MINUTO 1.40)








--------------------------------------------------------------------------------------------------------------------










-----------------------------------------------------------

PARA TRABAJAR

CUENTO DE JORGE BUCAY

Había una vez una princesa, que quería encontrar un esposo digno de ella, que la amase verdaderamente. Para lo cual puso una condición: elegiría marido entre todos los que fueran capaces de estar 365 días al lado del muro del palacio donde ella vivía, sin separarse ni un solo día. Se presentaron centenares, miles de pretendientes a la corona real. Pero claro al primer frío la mitad se fue, cuando empezaron los calores se fue la mitad de la otra mitad, cuando empezaron a gastarse los cojines y se terminó la comida, la mitad de la mitad de la mitad, también se fue.
Habían empezado el primero de enero, cuando entró diciembre, empezaron de nuevo los fríos, y solamente quedó un joven.Todos los demás se habían ido, cansados, aburridos, pensando que ningún amor valía la pena. Solamente éste joven que había adorado a la princesa desde siempre, estaba allí, anclado en esa pared y ese muro, esperando pacientemente que pasaran los 365 días.
La princesa que había despreciado a todos, cuando vio que este muchacho se quedaba empezó a mirarlo, pensando, que quizás ese hombre la quisiera de verdad. Lo había espiado en Octubre, había pasado frente a él en Noviembre, y en Diciembre, disfrazada de campesina le había dejado un poco de agua y un poco de comida, le había visto los ojos y se había dado cuenta de su mirada sincera. Entonces le había dicho al rey:

- Padre creo que finalmente vas a tener un casamiento, y que por fin vas a tener nietos, este es el hombre que de verdad me quiere.

El rey se había puesto contento y comenzó a prepararlo todo. La ceremonia, el banquete e incluso, le hizo saber al joven, a través de la guardia, que el primero de Enero, cuando se cumplieran los 365 días, lo esperaba en el palacio porque quería hablar con él.
Todo estaba preparado, el pueblo estaba contento, todo el mundo esperaba ansiosamente el primero de Enero. El 31 de Diciembre, el día después de haber pasado las 364 noches y los 365 días allí, el joven se levantó del muro y se marchó. Fue hasta su casa y fue a ver a su madre, y ésta le dijo:

- Hijo querías tanto a la princesa, estuviste allí 364 noches, 365 días y el último día te fuiste. ¿Qué pasó?, ¿No pudiste aguantar un día más?

Y el hijo contestó:

- ¿Sabes madre? Me enteré que me había visto, me enteré que me había elegido, me enteré que le había dicho a su padre que se iba a casar conmigo y, a pesar de eso, no fue capaz de evitarme una sola noche de dolor, pudiendo hacerlo, no me evitó una sola noche de sufrimiento. Alguien que no es capaz de evitarte una noche de sufrimiento no merece de mi, Amor, ¿verdad madre?


PARA EL TRABAJO

Todas las cartas de amor son ridículas…


Todas las cartas de amor son 
ridículas.
No serían cartas de amor si no fuesen 
ridículas.
También escribí en mi tiempo cartas de amor,
como las demás,
ridículas.
Las cartas de amor, si hay amor,
tienen que ser
ridículas.

Pero, al fin y al cabo,
sólo las criaturas que no escribieron cartas de amor
sí que son
ridículas.

Fernando Pessoa, poeta portugués, firmó este poema un mes antes de su muerte, utilizando uno de sus heterónimos “Álvaro de Campos”. Ahora sabemos que lo escribió desde el conocimiento ya que en 1920 el poeta portugués escribió unas cincuenta cartas de amor a Ophélia Queiroz, una mecanógrafa de las oficinas de la Baixa lisboeta donde él traducía correspondencia comercial.
--------------------------

No hay comentarios:

Publicar un comentario